Albañiles en el Limbo

publicado en: Los autónomos hablan | 0

Albañiles en el limbo

Me llamo Iván, soy albañil desde los 16 años, autónomo desde los 18 años 

Mi situación actual es que con el primer decreto ley el gobierno me permite trabajar pero a la vez me obliga a ello porque me deja sin ningún derecho y con todas las obligaciones. Aun con los problemas de la situación actual como autónomo intentas seguir a delante y seguir trabajando a pesar de las dificultades. Con el material descargado en una casa me veo obligado a no comenzar la reforma por un posible positivo, material el cual mañana día 1 empieza la cuenta atrás para pagarlo. 

Como autónomo no hay tiempo que perder y empiezo en otra obra pero ahora con el último decreto ley el gobierno me dice que puedo seguir trabajando pero con los almacenes y ferreterías cerrados, que trabaje pero sin acceso a suministros.

Respecto al futuro

Mi trabajo del mañana depende de los trabajadores y autónomos que hoy no producen o están perdiendo dinero, desde antes que empezase el estado de alarma no he dado ni un solo presupuesto, no he tenido ni una sola llamada de alguien interesado en hacer una reforma. ¿Quién va a hacer una reforma en un futuro próximo si hoy están perdiendo dinero o con el miedo de no saber si conservará su trabajo?

Como en la anterior crisis empezaran a proliferar empresas pirata con las que tendremos que lidiar sin que la administración mueva un solo dedo para ayudarnos, como ha pasado hasta ahora, como puedo competir con alguien que no paga autónomos, IVA, IRPF, etc. . 

Nos ofrecen un préstamo ICO pero si mañana no tengo trabajo tampoco podré pagarlo. Tengo la sensación de que nos están vendiendo humo.

Pero no solo nos afectará económicamente, sino que también psicológicamente. Por que nos entra ansiedad al ver que en el calendario se acerca el día 20 y no nos van a perdonar la mas mínima, de que otra vez los autónomos somos los últimos en derechos pero los primeros en obligaciones, el pensar que si tenemos que cerrar nos quedamos en la calle sin ningún tipo de ayuda y con la sensación de estar caminando por la cuerda floja sin red de seguridad y con la soga al cuello.

Un cordial saludo a todos los autónomos que hoy luchamos por nuestro futuro 

Comparte